SIEMPRE AL FRENTE.

Fiel a su espíritu, juventud (17 años) y circunstancias, así va Ignacio Montenegro dentro y fuera de la pista. Por eso cuando se le cortan esas posibilidades de ir por la victoria le salen duras declaraciones como la que hizo tras el cuarto puesto, con el que tuvo que conformarse en función de la política del equipo Axion Energy Racing de Marcelo Ambrogio para que sus pilotos favorezcan las chances de Leonel Pernia en el campeonato. Algo que a viva voz reclamó Leo tras el Sprint sabatino. Política poco simpática pero entendible como es entendible la bronca que puede tener Montenegro.

Sin éxito Montenegro intentó
quitarle la punta a Canapino en la curva inicial. Quedó relegado al tercer puesto detrás de Barrrio. Un tercer puesto que luego debió ceder a Pernía por orden del equipo..

 

“La orden de equipo arruinó mi carrera” le dijo Montenegro a Campeones sobre esa decisión que partió desde los boxes del equipo que tiene como director deportivo a Miguel Angel Guerra apenas cumplidos una decena de minutos de los 40 previstos para la final del TC 2000 en Villicum. “Sabía que teníamos que correr para Leo pero no esperaba la orden tan temprano. Había cuidado en las primeras vueltas y quedé mal parado pero me estaba recuperando. Al hacerme levantar tan temprano perdí la posibilidades de darle pelea a Barrio y Canapino, y quizá de ganarles”.  

También Nacho hizo una autocrítica de su temporada al recordar que “tuvimos algunos errores al comienzo y por eso quedamos lejos en la pelea por el campeonato» pero adelantó que “para el año que viene trataremos de arrancar mejor para no tener que estar pendientes de órdenes de equipo y poder luchar por el título…”

A prepararse.

 

fotos: Prensa TC 2000.

-publicidad-

1 COMENTARIO

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre