JUGANDO CON LOS LÍMITES.

Una falla de cálculo y al agua. Claro, eso no pasó con este BMW M4 que se puso a derrapar y a quemar gomas sobre la plataforma de un imponente portaaviones, mostrando en todo su esplendo la música que emana de ese motor seis cilindros biturbo.

Tomá, disfrutá del momento:

httpv://youtu.be/T_NDwTt09WY

-publicidad-

 

Por el equipo de VA.

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre