SÓLO PARA CARRERONES.

Este es el límite que este año Facundo Ardusso parece haberse puesto para sus festejos triunfales en el automovislismo argentino, pese a que estos tiempos de cambios tanto en el TC como en TC 2000,  no le han sido tan fructíferos en victorias como en épocas pasadas.

En julio, Facu sorprendió y se sorprendió en el TC 2000 con aquella victoria en Rafaela, en esa emotiva carrera con múltiples sobrepasos y una definición con Nacho Montenegro y Julián Santero que se prolongó hasta la curva final.

La entrda del auto de seguridad en la aprte final comaprto el grupo de unta y dio lugar a una emotiva definición entre Ardusso, Catalán Magni y Gini.
-publicidad-

En la atípica jornada sabatina con final de TC no fue menos la sorpresa de verlo en lo alto del podio. Nadie lo imaginaba tras verlo en entrenamientos y clasificación penar no sólo con el rendimiento de su Torino sino con un molesto estado febril. Menos generaba expectativas triunfalistas su 20° lugar de largada, algo que en condiciones normales en el TC es señal de victoria casi imposible. Por suerte para el espectáculo no hubo condiciones normales en esta anteúltima fecha del TC . Responsable, la lluvia del viernes, que como nunca mezcló las barajas. Potenció a los débiles y retrasó a los poderosos. El espectáculo agradecido con ese carreron que se vió en la final, con los poderosos buscando avanzar y los menos acostumbrados a estar tana delante, tratando de no desaprovechar esa oportunidad.

Ganador de su serie, dueño de la pole para la final y puntero durante garn parte de la carrera, Juan Tomás Catalán Magni se quedó con la amarga sensación del triunfo perdido.

Sin ser el único, Facundo Ardusso fue el gran protagonista de esas escalada, que en su caso le hicieron ganar 19 posiciones. Enseguida se acomodó entre los 10 primeros y luego se acercó a la punta para definirla con Juan Tomás Catalán  Magni en una mano a mano que se prolongó hasta la última curva con Esteban Gini como expectante tercer actor. Desatado como pocas veces, con un Torino que recuperó su rendimiento, superó con una precisa y arriesgada maniobra por afuera a Catalán, quien a diferencia de lo que hizo Canapino con Santero la semana pasada en el TC 2000, le dejo el espacio acordado hace tiempo por los pilotos en un extraño acto. “Dejalo doblar por afuera que si después te pasa los mismo a vos, le decimos que te devuelva la posicion” escucho Juan Tomas de  parte de Roberto Seibene, uno de los comisarios deportivos. No hubo chances de reivindicación para el arrecifeño. “Como los Torino del Maquin Parts, el de Ardusso estaba en un nivell superior y no lo pude aguantar. Fue el mejor resultado que podía sacar” comentó Catalán aunque en su rostro se notaba más decepción por la victorias perdida que satisfacción por el segundo puesto.

«Logré el objetivo de irme con más ventaja de la que llegué» destacó Manuel urcera. Su escalada del 18° lugar al 6° le permitió ampliar a 6 puntos la diferencia con Mariano Werner.

“Gané la mejor carrera de mi vida” repitió un feliz Ardusso que supo aprovechar todas la condiciones favorables e incluso las de la buena fortuna, cuando con la bandera a cuadros a la vista pudo superar un problema en la bomba de nafta. Eclipsadas por el brillo que siempre da un triunfo quedaron otras espectaculares escaladas como las de Esteban Gini (largó 17 y llegó 3°), Manuel Urcera (18° y 6°); Leonel Pernía (21°) y 7°); Matías Rossi (15° y 8°); Mariano Werner (23° y 10°); Castellano (28° y 14°) y la impresionante de Germán Todino que desde el puesto 40° trepó hasta el 9°.

Rendirse jamas es el lema de Ardusso Lo pusoen práctica al recuperarsede un estado febril y deshidratación que lo complicaron en clasificación y ponerlo todo arriba del Torino para lograr un sensacional triunfo.

Urcera y Werner salvaron un difícil escollo  en el camino al titulo. Manu amplió de 1 a 6 puntos su ventaja sobre el entrerriano. En cambio el abandono de Agustin Canapino (uno de los tantos producidos por la rotura del motor)  lo relegó al 4° puesto en el campeonato  por detrás de Gini e hipotecó bastante sus chances al quedar a 44,50 puntos con 70,50 en juego en la fecha final confirmada con sede en Villicum. “El año que viene volveremos con más fuerza” fue el mensaje que el Titán mandó a su equipo como señal de rendición a la posibilidad de conquistar su quinta corona en el TC. Extraño en quien no suele rendirse fácilmente.

 

Fotos: Prensa ACTC y Gentileza Mauricio Gallardo.

 

 

 

2 COMENTARIOS

  1. dos cosas. tenia un avión. avanzo a paso redoblado. sin buena maquina nadie es asi de contundente. la otra, debido a la falla en la vuelta final y al leve toque de catalán en la entrada a la recta opuesta tenia la posición perdida. ahí fue todo muñeca y actitud. se tiro en el frenaje, se paso, doblo vaya a saber como y acelero con los dos pies para ganar por media trompa. de lo mejor que he visto en los últimos tiempos. se combinaron un auto contundente y un piloto top. catalán también la merecía pero hoy se topo con uno mejor. gracias TC.

    • Si de acuerdo.Tambien influyo el circuito para que vieramos un carreron,como dice Miguel Facu gano las dos mejores carreras del año.Ademas se reivindico del error en la serie de San Nicolas,donde tambien tenia un auto ganador
      Y ahora la pregunta del millon:Ayudara Ardusso a Urcera o eventualmente Gini en Villicum?La hinchada de Torino(como se olvidaron de ella los pilotos ayer en los agradecimientos post carrera de rigor…)seguramente agradecida,mas alla del nulo fervor que despierta la figura del billetera pesada patagonico.Lo permitira la ACTC teniendo en cuenta que Wener no tiene coequiper?Lo querra Facu como presidente de la mutual de pilotos de la ACTC?
      Veremos.

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre