UN PASO MÁS.

La nueva generación del BMW iDrive lleva la interacción entre el conductor y el vehículo a un futuro digital en el que muchas áreas de la vida se vuelven cada vez más inteligentes. La nueva interpretación del sistema operativo equipa al vehículo para participar activamente en su relación con los que están a bordo y, al hacerlo, actúa como un socio digital, inteligente y proactivo en cualquier situación. Se crea un diálogo natural con el objetivo de adaptar con precisión todas las funciones controladas a través del BMWi Drive a las necesidades y preferencias del conductor según lo requiera la situación.

La capacidad del Asistente Personal Inteligente de BMW para adaptarse a las necesidades y rutinas individuales del conductor, así como a la situación en cuestión, lo convierte, más que nunca, en un canal operativo central de interacción hombre-máquina. El sistema operativo está diseñado con un enfoque claro en la interacción basada en diálogos utilizando lenguaje natural y operación táctil a través de la pantalla curva de BMW. Y luego está «Grandes Momentos de Entrada», que aporta emotividad a la relación entre el conductor y el vehículo incluso antes de que el conductor suba a bordo.

El nuevo BMW iDrive procesa constantemente una gran cantidad de datos autogenerados, información disponible en línea y datos importados de la flota de vehículos de BMW Group para implementar los deseos del conductor de una manera relacionada con el contexto. Allanando el camino para una personalización aún mayor está el BMW ID. Este sistema reconoce situaciones repetitivas, aprende de ellas y ofrece sugerencias sobre cómo se pueden activar las funciones en consecuencia.

Los avances realizados en el campo del diseño digital también se reflejan en el diseño de una interfaz de usuario que no solo cumple su propósito funcional, sino que también es extremadamente clara, estéticamente agradable y rica en detalles. Este enfoque artístico crea momentos sorprendentes, con presentaciones gráficas en las pantallas diseñadas con precisión. La interacción entre el conductor y el vehículo se convierte en una experiencia única en la que las fronteras entre el mundo digital y el analógico se desvanecen.

La nueva incorporación más distintiva a los componentes físicos a bordo es la pantalla curva de BMW, que agrupa la pantalla de información y la pantalla de control. Esta pantalla curva ofrece una interpretación futurista de la orientación tradicional del conductor en el diseño de la cabina de los modelos BMW. La pantalla curva de BMW está claramente orientada hacia el conductor para lograr un buen efecto ergonómico, lo que hace que el control táctil intuitivo sea aún más sencillo. En esta nueva pantalla curvada de BMW, las áreas de pantalla de la pantalla de información de 12,3 pulgadas y la pantalla de control de 14,9 pulgadas se fusionan en una sola unidad.

El control por voz y la función táctil de la pantalla curva de BMW se priorizaron como opciones de uso en el desarrollo del nuevo BMW iDrive. El número de botones e interruptores se ha reducido casi a la mitad. Al mismo tiempo, los grupos de control para funciones básicas relevantes y de uso frecuente se conservan donde los clientes esperan encontrarlos. Los paneles de control de la consola central y el panel de instrumentos tienen un diseño completamente nuevo, sorprendentemente claro y minimalista.

La nueva generación de BMW iDrive trae un nuevo lenguaje de diseño para el Sistema Operativo 8 de BMW, recientemente desarrollado. Gráficos fuertes y llamativos, colores modernos, texturas y formas futuristas, luz brillante y la interacción de reflejos crean una apariencia visual impresionante y envolvente. Al mismo tiempo, la interfaz de usuario se ha optimizado para presentar la cantidad correcta de información en todo momento de una manera sencilla y fácil de entender.

La nueva generación del BMW iDrive también aporta habilidades adicionales para el  Asistente Personal Inteligente de BMW. Con el fin de fortalecer la conexión personal entre el acompañante digital y los ocupantes del vehículo, los usuarios aún pueden dar el nombre de su elección al Asistente Personal Inteligente de BMW, que luego utilizan como indicación.

Al utilizar el nuevo BMW iDrive, los clientes se benefician de una mayor personalización de la experiencia del usuario basada en el BMW ID. En el futuro, será posible almacenar de forma segura configuraciones aún más personalizadas en el BMW ID y transferirlas entre vehículos. Se puede crear un código PIN o asociar el BMW ID con una llave en particular para evitar que otros usuarios del vehículo accedan a los datos personales.

El BMW iDrive de nueva generación ofrece nuevas oportunidades para incorporar a la perfección los hábitos y preferencias de los clientes en el sistema operativo. Además, el mayor grado de flexibilidad del sistema hará que el uso en el vehículo de aplicaciones de terceros sea aún más simple y conveniente en el futuro. El Sistema Operativo 8 de BMW asegura nuevamente la integración completa de Apple CarPlay y Android Auto, mientras que el nuevo BMW iDrive también permitirá una amplia integración de los servicios de Alibaba y Tencent.

 

Fotos: prensa BMW Group.

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre