AUTOCRÍTICO (NO LE QUEDABA OTRA)

 

– Al cabo de las primeras 15 vueltas del gran premio francés en Paul Ricard, Charles Leclerc mandaba al comando de la Ferrari; alejado 28s Max Verstappen quien lo había sometido a duro acoso.

-De repente, perdió el control del auto en la curva 10 de alta velocidad. Trompo e inmediato golpe contra las defensas.

– «Fue un error mío”, dijo una vez finalizada la carrera. No hubo falla mecánica. Durante una de las comunicaciones entre el equipo y piloto, Charles hizo referencia al pedal del acelerador luego del golpe y aún en el auto. “No puedo encontrar el acelerador”, se le escuchó decir, como si el problema en Austria de hubiera repetido. No fue así, y luego admitió su fallo.

– El nivel conductivo del monegasco está alto. Sin embargo, sus errores lo relativizan. Muy duro consigo mismo, lanzó: «Si al final del año serán importantes estos puntos perdidos, sabré de donde vienen, y será mi responsabilidad”.

– Leclerc perdió 25 puntos en Paul Ricard; Verstappen escapó a más de dos carreras en el puntaje. “En la segunda parte del campeonato, tengo que estar por encima de estas cosas si es que quiero ser campeón del mundo”, admitió sin vueltas.

– Fijate: Red Bull mandó a boxes a Verstappen para cambiar cubiertas en la vuelta 16 dado el desgaste mostrado y Leclerc escapaba. El monegasco en la Ferrari siguió en pista a ritmó normal, si bien sus neumáticos también mostraban signos de  desgaste. En Ferrari creyeron que podía seguir y así alejarse más del campeón. Acaso equipo y piloto minimizaron riesgos sobre el comportamiento del compuesto medio. Y pasó lo que pasó, más allá que se trato de un error del piloto y de la sobrevirancia mostrada en el sector del despiste a lo largo del fin de semana.

– Ferrari, el auto de 2022, sus pilotos. El coche nació bien y sigue mostrándose apto para pelear el título a Red Bull. Sin embargo,  problemas de confiabilidad, errores en las estrategias, fallas de Leclerc y Carlos Sainz jr, alejan al cavallino del objetivo de ganar el campeonato. A la inversa, Red Bull aprovecha todo, apoyados en un Verstappen consolidado, con confianza y más sereno y en Checo Pérez siempre dispuesto a pelear por la causa.

 

Video gentileza.

 

-publicidad-

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre