LA KOMBI de la empresa Top Line, salió de Rafaela con destino a Alta Gracia.

La planta de Top Line en Rafaela, allí se fabrican partes para motores de calle y también para competición

 

El destino de la camioneta (en los remitos pareció leerse: «de Top Line Engineering Argentina S.A» a «Oreste Berta S.A»), del fabricante de tapas de cilindro para competición, cigueñales, pistones, fue La Fortaleza de Oreste Berta. Transportó el pedido de carter, unos 30 también producidos en la planta cercana al autódromo rafaelino, sobre la ruta 34 en el parque industrial, para los kit de los motores 24 válvulas desarrollados y armados por el Mago para el «nuevo» TC que saldrá a pista, no se cansan de reiterar desde la ACTC, en marzo de 2015.

Se demoró la entrega de los carter, convirtiéndose casi un cuello de botella, para avanzar en la terminación de los kit. Pudo tener que ver en parte al parecer, el retiro de Top Line (la empresa fabrica además tapas de cilindros para conocidas marcas de autos de calle) de un hombre clave en la elaboración de estos elementos, debido a un serio problema familiar, se vio obligado a comenzar a ocuparse de actividades agropecuarias familiares.

Del asunto de los carter (diferentes en el caso de cada marca), entre otros, habrán hablado en La Fortaleza, en la reunión mantenida el jueves último,  el presidente de la ACTC Hugo Mazzacane y el jefe técnico Alejandro Solga, con el Mago Berta retornado de su prolongada estancia en EE.UU por razones personales. Entre lo conversado, se habría apuntado a agilizar el avance del emprendimiento. Es más, por ahí se ha escuchado decir que durante noviembre, comenzaría la entrega a la ACTC de los kits definitivos.

Acordate que las tapas multiválvulas propiamente dichas, son propiedad de la ACTC que las alquilará a pilotos, equipos o motoristas, pero que ante cualquier eventualidad, las deberán reintegrar a la calle Bogotá. Digamos que el copyright es del TC, como para evitar que algún travieso pueda
quedarsela y… copiarla.

Ah!, del mecanizado de los block de Ford, Chevrolet y Cherokee, y «de todo lo que tiene que ver desde la tapa para abajo», cuentan, se ha de encargar Johnny Laboritto. El de Dolores ha dicho hace unos días a Visión, que por el momento no contaba con fierro alguno para iniciar el laburo.

Y, de regreso a Buenos Aires, Mazzacane, su hijo Gastón, los Gil Bicella, Ruben y Facundo, Ortelli, el Gurí Martínez como directivos, hablaron con un lote de importantes pilotos de TC. La idea fue debatir aspectos relacionados con el marketing de la categoría, la forma de mejorar los espectáculos, como aumentar los sobrepasos, entre otros puntos. ¿Del reglamento 2015?, por ahí también; eso sí, va a estar «abierto» a diferencia de lo sucedido este año.

Por C.S
Foto: www.topline.com.ar

-publicidad-

1 COMENTARIO

DEJÁ UN COMENTARIO

Por favor escribí tu comentario
Por favor ingresá tu nombre